CC pide para La Palma el mismo trato excepcional en los PGE que el Gobierno da a Ceuta y Melilla atendiendo a sus circunstancias especiales

El Gobierno de Pedro Sánchez acaba de anunciar un plan de inversiones en Ceuta y Melilla de 711 millones para los próximos 4 años. “Esta inversión extraordinaria responde a las especiales circunstancias socioeconómicas de las dos ciudades autónomas y se suma a la rebaja del 60% del IRPF de la que disfrutan sus ciudadanos desde hace años”, explica Nieves Lady Barreto. “Las circunstancias por las que atraviesa La Palma son extraordinarias y requieren de medidas extraordinarias, y los PGE de momento no dan respuesta a las malas circunstancias socioeconómicas por las que atraviesa la isla, ya desde hace una década, pero agravadas por la pandemia y, especialmente, por el volcán”. 

Los presupuestos generales (PGE) que el Gobierno de España acaba de llevar al Congreso, solo contemplan 36 millones de euros como partidas específicas para la recuperación de La Palma y no cumplen con la rebaja del 60% del IRPF durante 10 años que se aprobó en julio el propio Congreso, instancias de Coalición Canaria, con el único voto en contra del PSOE.  “Por eso, presentaremos enmiendas para que se nominen partidas específicas para La Palma”, anuncia Barreto. 

La rebaja del IRPF, como ya ha explicado CC en base a información aportada por el Ministerio de Hacienda, solo supondría para el Estado, dejar de recaudar 54 millones de euros al año. 

“Necesitamos, además, que los PGE recojan en partidas plurianuales la inversión millonaria que necesita la isla en los próximos 4 o 5 años no solo para volver a estar como antes del volcán, sino para dejar nuestra economía preparada para crecer”, añade Barreto.

“Es evidente que el Gobierno de España comprende la situación de Ceuta y Melilla, pero no ha terminado de comprender la situación de los palmeros y palmeras, no hay esa consideración, no hay ventajas fiscales ni hay partidas plurianuales con el dinero que necesitamos para salir adelante”, lamenta la diputada palmera. “La realidad es especialmente injusta con la isla”. 

 “Lo que estamos pidiendo es que nos miren con la misma sensibilidad con la que se mira hacia otros territorios y personas”, añade.