De 16.000€ a 110.000€; las acciones de agua suben en plan ‘Mercado Persa’

140

Desde no hace mucho, un anuncio de “se venden acciones de agua” es habitual en páginas y canales agrarios. Infoislalapalma.com está plagado de ellos. Los propietarios que antes se olvidaban de ellas porque el agua “ya no era negocio” ahora las ponen en valor… y de qué manera. La estimación de precio que tenían en los años 90 y comienzos del XXI había mermado, pero, la vuelta del ciclo de la sequía ha traído consigo también la vuelta del negocio del agua. Y es que la actual necesidad y la sed del campo palmero han convertido la búsqueda de agua para regar en un verdadero ‘Mercado Persa’; el que más puje se la lleva.

Los precios actuales de compra o alquiler de acciones de agua se han disparado hasta un nivel sin precedentes. Hasta el punto de multiplicar por 8 su valor en el caso más extremo. Esto es: una acción de Las Goteras, una de las galerías más productivas de La Palma, ha pasado en el mercado del agua de costar 16.500€ en 2015 a, nada más y nada menos que, 110.000€ en mayo de 2020.

La evolución de ese valor ha subido exponencialmente en apenas un año. En enero de 2019 esa misma acción costaba 33.000€, en febrero de 2020 el doble, 65.000€. Pero es que en dos meses, se ha vuelto a multiplicar por dos hasta los 110.000€ actuales… y si nadie lo remedia, el panorama hace pensar en que seguirá subiendo.

Otro ejemplo, en menor cuantía de producción es Unión de Aguas de Garafía, curiosamente en donde más llueve. Ahí en el Norte, una acción costaba en enero de 2018 apenas 1.150€ para costar en mayo de 2020 casi el triple, esto es, 3.150€

Pasa lo mismo con los alquileres de minutos de agua a través de esas mismas acciones. En el mercado del Agua se pueden alquilar minutos por años. La tabla que presentamos muestra como el alquiler de la acción también se ha incrementado considerablemente:

Es sencillo de entender. El alquiler de la acción de agua también se ha incrementado exponencialmente en cada una de las galerías de la Isla en los últimos años como puede verse en ese cuadro.Hay que recordar que hay registradas en el censo de galerías y pozos entorno a 300 en La Palma (Ver registro AQUI).

De ese alquiler dependen muchos de las administraciones de la Isla que consumen agua de galerías o propietarios de fincas agrícolas que no poseen acciones. Por lo tanto, en el mercado del agua a día de hoy parece casi imposible rentabilizar el consumo que se requiere.

Es evidente que las reglas del mercado se marcan entre la equidad de la oferta y la demanda como en todos los bienes. Además se trata de un mercado que se considera privado, pero hay agricultores y responsables institucionales que entienden que en La Palma existe un órgano público, el Consejo Insular de Aguas, diseñado para velar por el control del sistema hidráulico insular y para evitar que en el mercado del agua ocurran cosas como esta. La pregunta es si, a nivel administrativo, este órgano puede o no intervenir a estos niveles.

www.eltime.es