El Paso coordinará la tercera entrega y plantación de almendreros

La Ciudad de los Almendros conjuntamente con la Reserva de la Biosfera y el Servicio de Agricultura, Ganadería y Pesca del Cabildo de La Palma continúa con los esfuerzos de recuperar el cultivo tradicional del almendro por cuestiones agroecológicas, paisajísticas, patrimoniales y turísticas.

El Ayuntamiento de El Paso en conjunto con el Servicio de Agricultura, Ganadería y Pesca del Cabildo de La Palma y la Reserva de la Biosfera, iniciaron hace ya dos años un proyecto para la recuperación del almendro, que consiste en estimular la plantación, restableciendo un cultivo que ha tenido enorme importancia en la isla. 

Desde la Agencia de Extensión Agraria del Cabildo de La Palma se ofrece asesoramiento y se realiza una valoración previa de la idoneidad de los terrenos, dependiendo de varios factores como son los condicionantes edafoclimáticos, disponibilidad de agua de riego, etc.

El cultivo del almendro en El Paso, introducido prácticamente desde la época de la conquista, lleva formando parte del paisaje agrícola todo este tiempo, alcanzando su mayor apogeo durante el siglo XIX y comenzando su declive en el último tercio del siglo XX, momento desde el cual ha ido perdiendo relevancia debido principalmente a la falta de competitividad, mientras que otros cultivos más rentables han tomado el relevo, llevando al práctico abandono este cultivo tan tradicional y preciado. 

Hoy en día, debido a la problemática de otros países productores, vuelve a tomar relevancia, siendo muchas las circunstancias que avalan la recuperación del almendro en la isla. Entre ellas podemos destacar la diversificación de la agricultura en las medianías altas, el aumento de la riqueza paisajística, el aumento del consumo que está experimentando la almendra a nivel global y local, el escaso aporte de recursos hídricos que requiere y la necesidad actual de tener que importar almendra foránea para cubrir la demanda local en la repostería tradicional. 

Las principales problemáticas actuales del cultivo se deben a que la práctica totalidad de los almendros existentes son de patrón amargo, lo que hace que se favorezca la mezcla de almendras dulces con las amargas, provocando una depreciación del producto. Por otro lado, en términos agronómicos, también se ve afectado por varios motivo, entre los que destacan la competencia con otros cultivos aparentemente más rentables como el aguacate, que empieza a ser cultivado en zonas poco propicias y tradicionalmente utilizadas para el cultivo de la almendra, a lo que se le suma el envejecimiento de los árboles sin renovación en cuanto a variedades y patrones se refiere, la falta de cuidado y la presencia del hogo Armillaria mellea (especialmente agresiva sobre patrón de almendro amargo). 

Según el alcalde de El Paso, Eloy Martín, “esta acción es de especial importancia, pues viene a cumplir con uno de los compromisos para nuestro municipio ya que el cultivo de la almendra fue algo tradicional y formó parte de nuestro paisaje. Esto hizo que en épocas pasadas se popularizara la expresión El Paso, Ciudad de los Almendros, y no queremos que se pierda. Con el tiempo su olvido, ha supuesto un fuerte deterioro del medio rural, que se manifiesta no sólo en la existencia de innumerables recursos no aprovechados, sino en una degradación paisajística y medioambiental. Con este propósito ya podemos disfrutar de la plantación experimental que hemos ubicado en una parte de la Hacienda de El Pino, la que merece su visita y disfrute”.

Para Omar Hernandez, concejal de Patrimonio, Turismo y Medio Ambiente, “muchos son los motivos por los que estamos convencidos de esta recuperación, y muchos son los sectores afectados que podrían beneficiarse de estas acciones, entre ellos el de la agricultura, el del turismo o la gastronomía, donde la mayoría de repostería típica insular tiene una base de sus ingredientes con la almendra. No debemos olvidar que es un trabajo lento, puesto que hay que localizar a vecinos que dispongan de terrenos y de voluntad para su atendimiento, riego, podas y recolección. Un beneficio para todos y donde reforzaremos también desde el punto de vista forestal, donde contribuye como barrera resistente de cara a los incendios forestales y la protección de nuestra población”.

Desde el Cabildo de La Palma, el consejero de Agricultura, Ganadería, Pesca, Bienestar Animal y Soberanía Alimentaria, Alberto Paz, nos recuerda que “esta Consejería viene apoyando el Proyecto desde el primer momento, porque consideramos que todas estas acciones contribuyen a generar economía, crean paisaje, sirven para luchar contra los incendios, y ayudan a acercarnos a la soberanía alimentaria”.

Por su parte Ernesto Aguiar, director ejecutivo de la Reserva de la Biosfera, ha manifestado la relevancia de perpetuar las variedades locales adaptadas a las condiciones bioclimáticas de la isla “que son un legado genético que no debemos perder. De ahí la importancia de contar con una colección insular de almendros y garantizar la custodia de esas plantas”. 

Desde el Ayuntamiento de El Paso se invita a participar en este proyecto de recuperación a todos aquellos vecinos y vecinas que estén interesados/as en cultivar almendros, ya sea de una forma productiva u ornamental, dotándolos de patrones de almendro gratuitamente y ofreciéndoles asesoramiento técnico. Los interesados pueden inscribirse en el siguiente formulario:

https://forms.gle/LV4DZkx9EL1H7eHE7