El PSOE de Tijarafe propone un reconocimiento público a la memoria de las víctimas de la represión franquista del municipio

El Grupo Socialista traslada al pleno una moción dirigida a la instalación de una placa en la memoria de estas personas en la calle La Luz o la calle Real

Pie de foto: Alejandro Rocha.

El Grupo Socialista del Ayuntamiento de Tijarafe ha presentado una moción al pleno para que se realice un reconocimiento público a las víctimas por la represión franquista del municipio, mediante la instalación de una placa conmemorativa en la calle La Luz o en la calle Real en su memoria, que recoja la siguiente leyenda: “En memoria de los hombres y mujeres de Tijarafe que sufrieron la represión franquista. Recordamos su valentía y sacrificio en la lucha por la justicia y la libertad”.

Alejandro Rocha, portavoz del Grupo Socialista, destaca que Tijarafe no estuvo al margen de la dura y sangrienta represión que se desencadenó en La Palma contra quienes defendieron la legalidad vigente de la II República. “En nuestro pueblo, se experimentó un clima de tensión y miedo similar al de otras partes de la isla y del país. Aquí, también se vivieron momentos de represión, donde aquellos que defendían legalidad republicana enfrentaron la persecución y la intimidación por parte de las fuerzas sublevadas. La presencia del autoritarismo y la violencia no pasaron desapercibidas en nuestras calles, dejando una huella imborrable en la memoria colectiva de nuestro municipio”, argumenta el concejal. 

De ahí que “nuestro grupo siente la necesidad de honrar la memoria de aquellos tijaraferos y tijaraferas que soportaron el peso de la represión con valentía y dignidad”. “Es probable -prosigue- que todos tengamos en nuestra memoria alguna historia estremecedora de alguien que se vio obligado a esconderse, que fue sometido a trabajos forzados o que, trágicamente, desapareció a manos de los golpistas, arrancado brutalmente de su hogar. Todo esto, simplemente por defender unos principios o por mantenerse firme en su rechazo a la causa golpista”. 

Recuerda que las actuales calle La Luz y la calle Real fueron empedradas por estas personas, obligadas a ejecutar estos trabajos de manera forzosa por las fuerzas franquistas. De ahí que defiende que esta vía puede ser el lugar idóneo para la colocación de una placa conmemorativa en su memoria.

Una iniciativa, defiende, que está en consonancia con la ley 20/2022, de 19 de octubre, de Memoria democrática, en cuyo artículo 49 establece la posibilidad de declarar determinados espacios como lugares de memoria democrática. Espacios en los que “se han desarrollado hechos de singular relevancia por su significación histórica, simbólica o por su repercusión en la memoria colectiva, vinculados a la memoria democrática, la lucha de la ciudadanía española por sus derechos y libertades, la memoria de las mujeres, así como con la represión y violencia sobre la población como consecuencia de la resistencia al golpe de Estado de julio de 1936, la Guerra, la Dictadura, el exilio y la lucha por la recuperación y profundización de los valores democráticos.” 

Pie de foto: Alejandro Rocha.