El PSOE propone una serie de medidas para mejorar la gestión de la emergencia de Puerto Naos y La Bombilla

La consejera Jordana Rodríguez señala que se han detectado carencias, por lo que hemos planteado una batería de medidas al presidente del Cabildo y director del PEINPAL para que se implementen

El Grupo Socialista del Cabildo de La Palma ha presentado un escrito dirigido al presidente del Cabildo y director del PEINPAL con la finalidad de mejorar algunos aspectos de la gestión de la emergencia en Puerto Naos y La Bombilla, que contribuyan a dotar de mayor seguridad tanto a la población que reside o acude a la zona, como a los profesionales que trabajan directamente en este espacio afectado por la presencia de gases.

La consejera Jordana Rodríguez señala que tras revisar la documentación publicada por el Cabildo y la de los grupos científicos que conforman el PEINPAL, así como atendiendo a las preocupaciones de la ciudadanía de la zona del litoral afectada por los riesgos derivados del volcán, “detectamos carencias que pueden poner en riesgo a las personas que habitan, visitan y trabajan en los núcleos del litoral afectados por gases difusos”.

“De ahí que hayamos solicitado, por escrito, una serie de propuestas para hacer frente a una respuesta más adecuada, en caso de que se produjera una situación de emergencia en la zona”, agrega la consejera socialista.

En primer lugar, demandan la creación/ubicación de una instalación auxiliar que albergue los servicios de emergencia y personal del proyecto de seguimiento alerta CO2, con la finalidad de permanecer en una instalación adecuada y devolver el uso al CEIP de Puerto Naos.

Asimismo, plantea la necesidad de ubicar una ambulancia Tipo C en la zona, así como “poner en conocimiento el protocolo de actuación a los recursos más próximos a la zona para que actúen con seguridad en caso de que se produzca un incidente dentro del perímetro restringido”.

Otra de las propuestas pasa por dotar a los recursos sanitarios con material específico para detectar y tratar a las personas con patologías relacionadas con gases. Así como dotar a los bomberos de material necesario para realizar una atención y evacuación hasta lugar seguro.

Del mismo modo, plantea proveer la zona con la información y la señalización necesaria en caso de que se produzca una evacuación, así como la necesidad de que el personal de seguimiento del riesgo cuente con un servicio 24/7, es decir, la totalidad de la jornada y de la semana, tal y como se acordó en el proyecto alerta CO2.  Y publicar las recomendaciones y formas de actuar en caso de emergencia y evacuación.