La Palma, con números de fase 3, a la espera de si se adelanta el siguiente paso

76

La fase 3 de la desescalada del coronavirus se aplicará en parte de Canarias, si todo va bien, el próximo lunes. El Gobierno regional ya ha remitido a Sanidad la documentación inicial para que La Graciosa, La Gomera y El Hierro den un paso más en la desescalada, incidiendo en la realidad epidemiológica de estas islas, donde no se han producido casos ni en la fase uno ni en la fase dos.

Pero, por el momento solo se ha solicitado este paso para estos tres territorios, a pesar de que el Ministerio de Sanidad afirmara estos días que no descartaba la posibilidad de que el plazo estipulado entre fase y fase, fuera necesariamente de catorce días, por lo que La Palma tendrá que esperar, de momento, hasta el lunes 8 de junio para pensar en la Fase 3.

Una fase, que traerá más novedades y libertades. En el ámbito laboral, el ‘teletrabajo’ irá desapareciendo y se iniciarían ya los protocolos de reincorporación presencial en las empresas, aunque manteniendo las condiciones de seguridad necesarias y con horario escalonado.

En cuanto a la parcela social, en la fase 3 se tomarán medidas concretas para la protección de grupos vulnerables con el fin de desarrollar medidas de alivio y se permitirá el contacto para personas que no padezcan factores de riesgo o patologías previas.

Los velatorios ampliarán el aforo permitido, al igual que las bodas, que podrán disfrutar de un número más amplio de asistentes durante la celebración. En cuanto a los servicios sociales, se realizará una revisión de los modelos de residencias de mayores.

El sector servicios por su parte, podrá levantar la prohibición del uso de zonas recreativas y comunes en los centros comerciales, aunque deberán de trabajar con el aforo limitado al 50% y manteniendo la distancia de seguridad de dos metros.

Los actos y espectáculos tendrán que realizarse con menos de 800 personas, siempre que sea sentados y manteniendo la distancia de seguridad.

Restaurantes y cafeterías seguirán la misma línea de trabajo en la fase 3 de la desescalada del coronavirus, el aforo permitido será hasta el 50% de la capacidad total de las instalaciones, además, podrán volver a disfrutar de sus consumiciones en barra respetando una distancia mínima de 1,5 metros entre clientes.

Misma limitación de aforo tendrán las terrazas, la mitad de su capacidad habitual. Por otro lado, las discotecas y bares nocturnos estarán limitados a 1/3 del total. Los hoteles abrirán zonas comunes limitadas a la mitad en la fase 3 de la desescalada del coronavirus, y en la zona de restauración se acogerán a los términos generales antes planteados.

www.eltime.es