La superficie afectada por el incendio forestal de Gran Canaria no ha aumentado en las últimas hora

El incremento de la velocidad del viento previsto para esta noche podría complicar las tareas de extinción

193

El incendio forestal que afecta a los municipios de Artenara, Tejeda y Gáldar, en Gran Canaria, está contenido dentro del perímetro de 23 kilómetros y no ha progresado por lo que la superficie afectada por el fuego continúa sobre las 1.000 hectáreas aproximadamente, según ha informado el presidente del Gobierno de Canarias Ángel Víctor Torres.

Con el objetivo de que se pueda mantener esta situación, Torres informó que “se están intensificando los trabajos de los efectivos terrestres y aéreos en la zona del perímetro haciendo zanjas y humedeciendo la zona para intentar evitar que el fuego se propague durante la noche”.

En cuanto a las previsiones meteorológicas, el presidente del Gobierno de Canarias destacó que se prevé un incremento de la velocidad de los vientos en la zona pudiéndose producir rachas de hasta 90 kilómetros por hora “lo que podría complicar la evolución del incendio si se salta la zona de seguridad”.

La zona más complicada es el flanco Sur del incendio hacia la Degollada de Tejeda, por lo que está previsto un plan de contingencia para poder actuar en caso de que esa situación se llegara a producir debido a la climatología y fuera necesario realizar nuevas evacuaciones.

“El objetivo en estos momentos -recalcó el presidente del Ejecutivo canario- es mantener el control, y trabajar para evitar la expansión del incendio”.