Los afectados recurren a la vía legal como respuesta al trazado de la carretera de la Costa

Los vecinos y vecinas de Tazacorte pretenden manifestarse y denunciar ante su descontento con el trazado consensuado en la reunión del lunes

Trazados carretera de la Costa

El pasado lunes 11 de abril, se hizo público el consenso del supuesto nuevo trazado de la carretera de la costa tras una reunión realizada entre representantes del Gobierno de Canarias, Cabildo y ayuntamientos. Este trazado trataba de responder al descontento por parte de los vecinos y vecinas de la zona, pero la reacción no ha sido la esperada y estos pretenden llevar a cabo acciones legales.

 

La poca flexibilidad por parte de la Administración ha hecho que los afectados convoquen una nueva reunión e incluso una manifestación para mostrar el malestar frente al «trazado definitivo». Asimismo, Elías Navarro, vecino afectado del barrio de San Borondón y representante del resto de vecinos, asevera que ya se han llevado a cabo medidas legales, por lo que ya se ha redactado la primera denuncia. Esta queja principal busca la suspensión cautelar del inicio de la obra, ya que «una vez comience la obra, el daño será totalmente irreparable e irreversible».

A su vez, Elías valoró que «no se ha cambiado nada», ya que «el trazado que mostró la prensa hace un par de semanas y el que se nos mostró a nosotros en una reunión privada es el mismo». A su vez demanda que «la reunión del lunes fue a modo propagandístico y su intención nunca fue llegar a modificar el trazado».

Los vecinos y vecinas de Tazacorte actualmente piden salvar el máximo posible de plataneras, pues la petición inicial consistía en preservar la totalidad de las plataneras que concurriesen bajo el trazado antiguo. Sin embargo, Elías comenta que «nos han dicho que esto es imposible y no entendemos el por qué».

Asimismo, la población que se sigue viendo afectada por las expropiaciones que supone esta nueva vía, cuenta con sus propias alternativas. Entre ellas, existe una firme, realizada por un ingeniero de Gran Canaria en la que se toman en cuenta los desniveles y la orografía del terreno, «no nos convence ni a nosotros», aclara Elías, «pero la hemos hecho para demostrar que existe otra posibilidad». A su vez, los vecinos consideran que existe otra variable pero que se ha descartado por tener muchas curvas, «no entendemos que la carretera tenga que ser recta, pues existe la posibilidad de al menos salvar lo máximo posible con tan solo dos curvas».