Los gases protagonistas de las consecuencias del volcán durante los últimos días

El peligro por la emanación de gases del volcán de La Palma centró la reunión de hoy del Comité Director del Plan Especial de Protección Civil y Atención de Emergencias por Riesgo Volcánico de Canarias (PEVOLCA), dirigida por el consejero de Administraciones Públicas, Justicia y Seguridad, Julio Pérez, director del Plan.

En la rueda de prensa el Director Técnico, Miguel Ángel Morcuende, comentó que en estos momentos la lava discurre sobre coladas anteriores, en concreto sobre la zona centro y sur, dirigiéndose hacia la zona donde se han unido las coladas 9 y 11, dirigiéndose al mar.

Al respecto, la portavoz del Comité Científico, María José Blanco, explicó que la lava está discurriendo desde el foco efusivo situado en el oeste del cono principal por un tubo volcánico, que tiene varios jameos, del que parten dos coladas que se desplazan hacia el oeste sobre coladas anteriores. La más activa, que confluyó sobre la colada que surgió al oeste de la Montaña Cogote —que está actualmente inactiva—, sigue sobre esta última, precipitándose, en dos ramales, sobre la isla baja en la zona de Las Hoyas.

Debido a que la lava continúa discurriendo hacia el mar sin afectar nuevas superficies, esta continúa estimándose en 1.184 hectáreas, con una anchura máxima de 3.350 metros, y se mantiene la extensión total de los deltas lávicos en 48,03 hectáreas, de los que 5.05 hectáreas corresponden al delta situado  más al norte.

En cuanto a los daños en infraestructuras, la información facilitada por el satélite Copernicus cifra en aproximadamente 3.046 construcciones afectadas, de las cuales 2.896 estarían destruidas en su totalidad y 150 parcialmente afectadas o en situación de riesgo. Los datos del Catastro, con los que se filtran los del satélite, no han sido actualizados en las últimas horas.

María José Blanco también comentó que los otros centros de emisión del cono principal, en estos momentos, se encuentran muy poco activos, con pulsos de actividad estromboliana y emisión de cenizas (en la parte suroriental) y muy intensos de gases.

Sobre las grietas y fracturas en la parte superior del cono secundario (concéntricas y radiales con respecto al cono), estas han ido modificando la morfología de ese cono,  produciéndose pequeños desprendimientos hacia su interior y cráteres adyacentes.

La emisión de dióxido de azufre (SO2), asociada al penacho volcánico del actual proceso eruptivo continúa reflejando una tendencia descendente desde el pasado 23 de septiembre.

Este sábado los resultados de las mediciones de gases han hecho posible el acceso de regantes y personas residentes tanto por el norte como por el sur. Sin embargo, esta situación es cambiante y con monitorización constante por parte de los efectivos de la Unidad Militar de Emergencias. El Director Técnico recordó que, antes de entrar en las viviendas, hay que ventilar la construcción abriendo puertas y ventanas.

Continúa la sismicidad baja

La portavoz del Comité Científico resaltó que la sismicidad a profundidades intermedias, en las últimas 24 horas, sigue baja, mientras que el número de sismos a profundidades superiores a 20 kilómetros sigue en valores muy bajos. La magnitud máxima ha sido 3,7 mbLg de un evento registrado ayer, a las 21.57 horas, a profundidad de 13 kilómetros, intensidad II-III (escala EMS). En cuanto al nivel del tremor, Blanco apuntó que se encuentra en valores bajos con poca variabilidad.

Por otra parte, en cuanto a la deformación, esta está sin tendencia en las estaciones cercanas al centro eruptivo y estabilidad en el resto de la red.

Durante la noche y la madrugada de ayer los valores de calidad del aire debida al dióxido de azufre (SO2) contaminante asociado al proceso eruptivo, se mantuvieron en niveles buenos o razonablemente buenos en todas las estaciones de la red, no produciéndose ninguna superación de los valores límite horarios ni diarios. Durante la noche de ayer a hoy se ha registrado un aumento significativo de las concentraciones en la estación de Tazacorte, alcanzando niveles muy desfavorables de calidad del aire, con cuatro superaciones de los valores límite horarios (establecido en 350 µg/m3 ) entre las 03.00 y las 06.00 horas, de las cuales tres estuvieron por encima del umbral de alerta (establecido en 500 µg/m3 ) pero de forma no consecutiva. Posteriormente, los valores han descendido hasta niveles razonablemente buenos y regulares. Durante este periodo también han ido en aumento los valores registrados en Puntagorda y Los Llanos, pero con menor intensidad, alcanzando niveles regulares. En el resto de estaciones los niveles de calidad del aire asociados al SO2 se mantienen buenos.

Con respecto a las partículas menores de 10 micras (PM10), en el día de ayer se registró un aumento generalizado en las concentraciones de todas las estaciones a lo largo de día, coincidiendo con la entrada de una masa de aire sahariano. Como consecuencia de esto, la media móvil de 24 horas ha ido desplazándose desde niveles buenos a razonablemente buenos en todas las estaciones. Durante la mañana de hoy, todas las estaciones se encuentran en niveles razonablemente buenos salvo Las Balsas y La Grama que están en niveles regulares. Se prevé que, entre el domingo y lunes, la presencia de calima incremente los valores de PM10 debido a la contribución del polvo proveniente del desierto.

Por lo tanto, y como medida de precaución, en la zona de Puntagorda, Puntallana, San Andrés y Sauces, Barlovento y Breña Alta, para grupos de riesgo y población sensible considere reducir las actividades enérgicas y/o prolongadas en el exterior. Para población general se pueden realizar sus actividades al aire libre de manera normal. Sin embargo, vigile la aparición de síntomas como tos, irritación de garganta, falta de aire, fatiga excesiva o palpitaciones.

Consultar la web del Gobierno de Canarias de Calidad del Aire: https://www3.gobiernodecanarias.org/medioambiente/calidaddelaire/ica.do

La predicción meteorológica prevé predominio del viento del noreste a componente este, lo que se traduce en que el penacho volcánico continuaría orientado hacia el sur-suroeste desde el foco eruptivo, lo que supone un escenario favorable para la operatividad aeronáutica.

Por último, sobre albergados en hoteles, hay 548 personas, una más que ayer. Del total, 397 se hospedan en Fuencaliente, 69 en Los Llanos de Aridane y las 82 restantes en Breña Baja, gestionados por Cruz Roja y los servicios municipales. Además, hay 43 personas dependientes atendidas en centros sociosanitarios insulares.