Canarias Viva reconoce la labor de FEDEPALMA en el sector empresarial durante la crisis volcánica.

El Volcán Tajogaite  de La Palma entró en erupción durante septiembre de 2021 y hasta diciembre del mismo año, convirtiendo a la isla en el foco principal de los medios de comunicación a nivel mundial. El Archipiélago canario se volcó con la isla con muestras de solidaridad y ayuda, como también lo hizo el resto de España e incluso de países extranjeros, eclipsando casi desde el principio el esfuerzo que el sector empresarial de la isla realizó durante los meses de la erupción.

Los pequeños empresarios contribuyeron aportando ayuda necesaria para los afectados con donaciones y adaptando los precios para suavizar la situación que estaban viviendo las personas afectadas por esta fuerza desgarradora de la naturaleza que provocó que perdieran prácticamente todo. Los comercios y establecimientos, aun sufriendo también las consecuencias indirectas de la erupción volcánica, no dudaron ni un instante en arrimar el hombro para intentar mitigar el dolor que este volcán causaba y ser los primeros en prestar ayuda a las personas damnificadas.

Este esfuerzo que muchas personas llevaron a cabo, es lo que ha dado pie a que desde FAUCA y FEDEPALMA de la mano de “Canarias Viva” quieran reconocer ese esfuerzo y la labor silenciosa que los/las/ asociados/as de la patronal palmera llevaron a cabo durante la crisis volcánica trabajando por la solidaridad hacia aquellas personas que más lo necesitaban.

Para ello, harán entrega a cada persona asociada de FEDEPALMA el libro de “ Las Otras Historias del Volcán Tajogaite” para reconocer su esfuerzo durante la crisis volcánica y, a la vez, seguir ayudando con acciones solidarias a las personas afectadas por la erupción del volcán.

Este libro es una apuesta de “Canarias Viva” por seguir manteniendo la cultura en nuestras islas y , a la vez, es un pequeño obsequio que servirá para que la empresa encargada de la edición,  “ I Love The World” pueda seguir recaudando fondos para la reconstrucción de la isla Bonita. Tanto desde FEDEPALMA como desde FAUCA, consideran que servirá como una muestra de reconocimiento al pequeño establecimiento o comercio que durante la crisis volcánica prestó su ayuda y colaboración a las personas afectadas.